¿qué es el síndrome de berger?

¿qué es el síndrome de berger?

esperanza de vida de la enfermedad de berger

Las proteínas tienen muchas funciones diferentes en el organismo. La IgA es una proteína que ayuda a combatir las infecciones. En las personas con nefropatía por IgA, estas proteínas se acumulan y forman grumos dentro de los diminutos filtros de los riñones (glomérulos). Estos cúmulos de proteínas dañan los glomérulos. Este daño puede causar una enfermedad renal crónica y puede conducir a la insuficiencia renal/ERD.

En las primeras fases de la nefropatía por IgA, es posible que no note ningún síntoma. Puede padecer la enfermedad durante años, o incluso décadas, sin saberlo. El primer signo de nefropatía por IgA puede aparecer cuando se tiene un resfriado, un dolor de garganta u otra infección. Cuando esto ocurre, puede notar que su orina es de color rosa o marrón, lo que es un signo de que tiene sangre en la orina. Algunas personas también tienen proteínas en la orina. Si tiene proteínas en la orina, puede notar que su orina tiene un aspecto espumoso o burbujeante y que sus manos y pies están hinchados.

Es posible que su proveedor de atención médica se dé cuenta del problema antes que usted. Un análisis de orina rutinario en una revisión periódica puede mostrar signos de nefropatía por IgA. Si tiene pequeñas cantidades de sangre en la orina, es posible que no pueda verla, pero aparecerá en un análisis de orina. Si tiene nefropatía por IgA, los pequeños grumos de sangre en la orina tendrán forma de tubo, porque se forman dentro de los filtros tubulares de los riñones, llamados glomérulos.

tratamiento de la nefropatía por iga

En 1968, el nefrólogo francés Dr. Jean Berger describió por primera vez la nefropatía por inmunoglobulina A (IgA). A veces denominada enfermedad de Berger, la nefropatía por IgA es una enfermedad renal que provoca la inflamación de los riñones. Al principio se creía que la enfermedad era poco peligrosa. Pero después de que cada vez más investigadores estudiaran la nefropatía por IgA, se descubrió que hasta el 50 por ciento de los casos evolucionaban hacia la enfermedad renal terminal (ESRD), o insuficiencia renal, según la Red de Apoyo a la Nefropatía por IgA. Después de la diabetes y la hipertensión, la nefropatía por IgA es la tercera causa de enfermedad renal crónica (ERC) en Estados Unidos.

La inmunoglobulina A es un anticuerpo. Los anticuerpos se producen cuando hay un virus, una bacteria o una toxina que amenaza al organismo. Normalmente, estos anticuerpos ayudan a combatir lo que invade su cuerpo. Por razones que se desconocen, la IgA puede llegar al riñón, provocando una inflamación. La IgA puede acabar provocando sangre y proteínas en la orina, hipertensión arterial, hinchazón de manos y pies y otros signos de ERC.

etapas de la nefropatía por iga

La nefropatía por IgA, también conocida como enfermedad de Berger, es una enfermedad renal que se produce cuando un anticuerpo llamado inmunoglobulina A (IgA) se acumula en los riñones. Esto provoca una inflamación local que, con el tiempo, puede dificultar la capacidad de los riñones para filtrar los residuos de la sangre.

La nefropatía por IgA suele progresar lentamente a lo largo de los años, pero el curso de la enfermedad varía de una persona a otra. Algunas personas pierden sangre en la orina sin desarrollar problemas, otras logran finalmente una remisión completa y otras desarrollan una insuficiencia renal terminal.

La nefropatía por IgA no suele causar síntomas en las primeras fases, por lo que la enfermedad puede pasar desapercibida durante años o décadas. A veces se sospecha cuando los análisis de rutina revelan la presencia de proteínas y glóbulos rojos en la orina que no pueden verse sin un microscopio (hematuria microscópica).

Cuándo acudir al médicoPida cita con su médico si ve sangre en la orina. Las hemorragias urinarias pueden tener varias causas, pero las hemorragias prolongadas o repetidas podrían indicar un problema médico grave. Acuda también a su médico si desarrolla una hinchazón repentina en las manos y los pies.

tratamiento de la enfermedad de berger

La nefropatía por IgA (IgAN), también conocida como enfermedad de Berger (/bɛərˈʒeɪ/) (y sus variaciones), o glomerulonefritis sinfárgica, es una enfermedad del riñón (o nefropatía) y del sistema inmunitario; concretamente es una forma de glomerulonefritis o una inflamación de los glomérulos del riñón. La enfermedad de Berger agresiva (una forma más rara de la enfermedad) puede atacar otros órganos importantes, como el hígado, la piel y el corazón.

La presentación clásica de la forma no agresiva (en el 40-50% de los casos) es la hematuria episódica, que suele iniciarse uno o dos días después de una infección inespecífica de las vías respiratorias superiores (de ahí lo de sinfaringítica), a diferencia de la glomerulonefritis post-estreptocócica, que se produce algún tiempo (semanas) después de la infección inicial. Tanto en la enfermedad de Berger agresiva como en la no agresiva también puede aparecer dolor de lomo. La hematuria macroscópica puede resolverse al cabo de unos días, aunque persistirá la hematuria microscópica; sin embargo, en la enfermedad de Berger agresiva es más frecuente que persista la hematuria macroscópica que la microscópica. La función renal suele ser normal en la enfermedad de Berger no agresiva, aunque rara vez puede producirse una insuficiencia renal aguda (véase más adelante). Esta presentación es más común en adultos jóvenes[cita requerida].

Acerca del autor

Josue Llorente

Soy Josue Llorente, tengo 25 años y soy licenciado en Periodismo por la Universidad Complutense de Madrid con experiencia en medios tradicionales y digitales. Me apasiona el periodismo en esta nueva era y su evolución en el medio digital.

Ver todos los artículos